Kuwait

Estimado, Señor Secretario General António Guterres
Estimadas Jefas y Jefes de Estado o de Gobierno
Distinguidos Jefes de Delegaciones e invitados:

En la Cumbre que dio vida a esta Comunidad virtual y citando las palabras de Compañero Fidel en la Cumbre de 1992 cuando dijo “Una importante especie biológica está en riesgo de desaparecer por la rápida y progresiva liquidación de sus condiciones naturales de vida: el hombre. Ahora tomamos conciencia de este problema cuando casi es tarde para impedirlo”
Es importante la educación ambiental poniendo de manifiesto el desconocimiento de aportaciones que permitieran sentar las bases de los nuevos rumbos. Ello también para impulsar un abordaje más sistemático de la educación ambiental y para fomentar instancias de organización de quienes trabajan en este campo. Es un tema demasiado importante para dejar que, quienes generan o manejan desechos peligrosos no sean controlados correcta y eficientemente. Mientras tanto, quien debe ejercer el contralor que las normas ambientales se cumplan no puede de ninguna manera ser él mismo quien las viola. Así, existe lo que se denomina una política ambiental, que se halla perfectamente legislada, donde cada agente generador de sustancias contaminantes debe proceder a su tratamiento y/o aislamiento adecuado, siguiendo normas específicas que eviten la polución. Si bien la conciencia ambiental es un hecho relativamente moderno a nivel mundial y a consecuencia casi estrictamente de hechos catastróficos que han ido ocurriendo, donde han resultado contaminadas grandes extensiones de tierra o importantes fuentes de agua o la contaminación del aire a extremos peligrosos; en los últimos treinta años ha comenzado a ser un tema de vital importancia para poder lograr el ansiado equilibrio de producir industrialmente sin afectar el medioambiente. De esta manera, nuestras industrias y estados cuentan con el material teórico de cómo deben manejarse en materia ambiental, y sobre estas bases deben adecuar su producción.
Hay que considerar también que el hombre influye sobre el ciclo del agua de dos formas distintas, bien directamente mediante extracción de las mismas y posterior vertido de aguas contaminadas como se ha dicho, o bien indirectamente alterando la vegetación y la calidad de las aguas. Nuestro mundo por muchos años ha sido descuidado y maltratado por nosotros los seres humanos. La industrialización y el modernismo son algunos factores que ayudan a la contaminación de nuestro ambiente. El hombre continúa utilizando el agua con su contaminación. Es difícil eliminar los contaminantes y si el agua original tiene gran proporción de minerales, el problema se complica. No se pretende afirmar que antes de llegar el hombre con su tecnología, el agua era pura. Aún después de la aparición del hombre, transcurrieron muchos años antes de que hubiera ningún cambio en el ambiente. Cuando las poblaciones empezaron a verter sus desechos en ríos y lagos fue cuando las aguas se deterioraron. Las aguas residuales, contaminadas, son las que han perdido su calidad como resultado de su uso en diversas actividades. También se denominan vertidos. Se trata de aguas con un alto contenido en elementos contaminantes, que a su vez van a contaminar aquellos sistemas en los que son evacuadas.
Del total de vertido generado por los focos de contaminación, sólo una parte será recogida en redes de saneamiento, mientras que el resto será evacuado a sistemas naturales directamente.
La contaminación es la consecuencia de habernos liberado de algo que nos estorbó: de aquel papel que no arrojamos a la basura; de aquella llanta quemada que ya no nos era útil; de ese arrollo que utilizamos cuando queríamos deshacernos de todos los químicos y suciedades que nos tenían intranquilos. Esas incomodas pequeñeces se han convertido en un, no tan pequeño, problema de contaminación. Siendo el hombre el culpable de la contaminación del medio ambiente, es también su única esperanza. El hombre es el único ser con la capacidad de razonar y discutir situaciones, para diseñar y ejecutar proyectos que aporten a la solución de la contaminación. La preparación conceptual del hombre le permite hacer frente a situaciones sociales y ambientales. Recordemos que en Estocolmo, el mundo declaró: El hombre es a la vez creador y moldeador de este medio ambiente, que le ofrece sustento físico y le brinda la oportunidad de crecimiento intelectual, moral, social y espiritual. En la larga y tortuosa evolución de la raza humana sobre este planeta se ha alcanzado un estado en que, a través de la rápida aceleración de la ciencia y la tecnología, el hombre ha adquirido el poder de transformar su medio ambiente de incontables maneras y en una escala sin precedentes. Ambos aspectos del medio ambiente humano ± el ambiente natural y el ambiente fabricado por el hombre, son esenciales para su bienestar y para el disfrute de los derechos humanos básicos, el derecho a la vida misma. ´Hoy, 30 años más tarde, tenemos menos peces en los mares, más dióxido de carbono emitido a la atmósfera, más desertificación, más erosión de los suelos y la extinción de un número cada vez mayor de especies. Nuestro modelo de desarrollo mismo es puesto en duda diariamente por el ecosistema de la Tierra del cual depende toda vida y toda actividad económica. No podemos permitir que nuestras pautas de consumo y producción continúen incontroladas.
La estabilización de las concentraciones de gases de efecto invernadero en la atmósfera a un nivel que impida interferencias